Elevación de seno

BDental

¿Qué es?

La elevación de seno es una cirugía en la cual se añade hueso a maxila superior en la zona de molares y premolares. Tiene otros nombres como levantamiento o aumento de seno maxilar. Para tener espacio para el hueso es necesario mover la membrana sinusal hacia arriba, de aquí el termino de "levantamiento". El levantamiento de seno usualmente es realizado por un especialista en el área que poder cualquier especialista dentro del campo implantológico (cirujano maxilofacial, periodoncista o rehabilitador en prótesis bucal).

¿Para que se usa? 

La elevación de seno se realizar cuando no hay suficiente hueso remanente en altura de la maxila superior, haciendo imposible la colocación de implante sin tener un soporte óseo. Hay muchas razones por el cual el seno sufre estas discrepancias:

  • Gente que ha perdido dientes en la arcada superior particularlarmente en los dientes posteriores. No hay suficiente espacio ya que por anatomía del cráneol, la parte posterior de maxila tiene menor volumen y una claidad meramente esponjosa, siendo propensa a atrofiarse en cuanto hay perdida o ausencia de dientes.

  • Hueso que se pierde por "enfermedad periodontal".

  • Dientes que se hayan extraído y que hayan dejado pérdida ósea. Una vez qyOnce teeth are gone, bone begins to be resorbed (absorbed back into the body). If teeth have been missing for a long time, there often is not enough bone left to place implants.

  • Tooth loss may have led to a loss of bone as well. Once teeth are gone, bone begins to be resorbed (absorbed back into the body). If teeth have been missing for a long time, there often is not enough bone left to place implants.

  • The maxillary sinus may be too close to the upper jaw for implants to be placed. The shape and the size of this sinus varies from person to person. The sinus also can get larger as you age.

Sinus lifts have become common during the last 15 years as more people get dental implants to replace missing teeth.

Leer más

Implantes dentales

BDental

El implante dental es la mejor alternativa para solucionar la ausencia de piezas dentales, dando al usuario la seguridad de hablar, masticar y llevar una vida normal como lo podrían hacer con dientes naturales. Hoy en día los implantes unitarios son la primera opción de rehabilitación para reemplazar un diente que se ha perdido. Solo en algunos casos la solución clásica del puente sigue siendo adecuada, siendo más recomendable en la mayoría de los casos el uso de los implantes dentales, con el fin de alargar la vida de los dientes naturales vecinos.

Leer más

Coronas dentales

BDental

Una corona se utiliza para cubrir completamente un diente destruido. Además, se puede utilizar para mejorar el aspecto, la forma o la alineación del diente. Una corona también se puede colocar sobre un implante para lograr la forma y la estructura funcional de un diente. Es posible hacer coincidir el color de las coronas de porcelana o cerámica con el de sus dientes naturales. Otros materiales incluyen el oro y las aleaciones metálicas, acrílicas y cerámicas.

Sus principales ventajas son la estética, la retención y sobre todo la gran versatilidad que presentan a la hora de corregir defectos del tamaño, forma o color dentario. Además son muy resistentes a la agresión y a la fractura, por lo que confieren una gran integridad al diente.

Una excelente solución estética y funcional con el fin de conservar parte de la estructura del diente.

Si le faltan uno o más dientes, el dentista le recomendará un puente. Los espacios libres entre los dientes que faltan hacen que, con el tiempo, los dientes restantes roten o se desplacen hacia los espacios vacíos lo cual provoca una mordida inapropiada. El desequilibrio causado por los dientes faltantes también puede producir enfermedad de las encías y trastornos de la articulación temporomandibular (ATM).

Los puentes se suelen utilizar para reemplazar uno o más dientes faltantes, y ocupan el espacio dejado por los mismos. El dentista cementa los puentes a los dientes naturales o a los implantes que rodean el espacio vacío. Estos dientes, llamados pilares, sirven para anclar el puente. Luego, une un diente de reemplazo (en el espacio faltante), este diente se llama póntico, y se une a las coronas que cubren los dientes pilares. Al igual que con las coronas, existen varios materiales para los puentes, eligiendo el ideal según sea el caso.